Bitcoin exchange rate graphic illustration

El Bitcoin y las criptomonedas suben en general a pesar de los temores de recesión y la subida de tipos de la Fed

Esta mañana se ha informado de que la economía estadounidense se contrajo un 0,9% en el segundo trimestre, tras la reducción del 1,6% de la productividad que experimentamos en el primer trimestre. Los datos preliminares del Departamento de Comercio sugieren que el país ya está en recesión, aunque de forma no oficial, ya que la definición tradicional de recesión es la de dos trimestres consecutivos de caída de la productividad.

Esa noticia, unida al anuncio de ayer de la Reserva Federal de que planea aumentar el tipo de interés a corto plazo de los préstamos en otro 0,75% para tratar de sofocar la inflación, se esperaba en general que perjudicara aún más a las inversiones de riesgo, como las criptomonedas. Pero eso no parece ocurrir esta mañana.

A pesar de este doble golpe de noticias económicas, el mercado de las criptomonedas ha superado el umbral de los 1,07 billones de dólares en las últimas 24 horas y ha subido un sorprendente 8,55% en ese mismo periodo de tiempo en las bolsas de criptomonedas. En el momento de escribir este artículo, el Bitcoin ha subido un 9,5%, superando los 23.500 dólares. Esto se debe en gran medida al hecho de que el dólar estadounidense se ha debilitado en estas condiciones macroeconómicas, impulsando las criptodivisas como alternativa de inversión.

Es más probable que se produzca una recesión oficial

En junio, la tasa de inflación en comparación con el año anterior alcanzó otro máximo de 40 años, el 9,1%, y representó el decimotercer mes consecutivo de inflación de un solo dígito. Esta tendencia inflacionista ha obligado a la Reserva Federal a subir los tipos de interés para intentar frenar el contagio de la inflación, con el riesgo de empujar la economía a una recesión en toda regla y lastrar aún más al dólar.

«La contracción del PIB del segundo trimestre eleva significativamente el riesgo de que la economía caiga en recesión a finales de año… el retraso en el impulso deja a la economía vulnerable a nuevos choques adversos, como una posible crisis energética en Europa o la intensificación de las tensiones de suministro en la segunda mitad del año», dijo la economista de Bloomberg Yelena Shulyatyeva.

Tras la reunión del Comité de Mercado Abierto de la Reserva Federal celebrada ayer, el presidente Jerome Powell señaló que la inflación es demasiado alta y el mercado laboral está demasiado ajustado. También dijo que deberíamos esperar más subidas de tipos a corto plazo, pero esas decisiones se tomarán en función de los datos. Mientras tanto, los activos digitales están viviendo un momento de gloria, a pesar de las importantes pérdidas de dos dígitos sufridas durante el actual criptoinvierno.